sábado, 12 de junio de 2010

LA VOZ DE LA SOLEDAD




Estic a mil quilòmetres de la llar on vaig deixar la meva infantesa.
Allà va quedar la baldufa de color verd amb la qual jugava.
Els fantasmes d'aquells dies són avui els meus llogaters.
El silenci i la solitud lluiten pel primer lloc a la meva cambra.
Però avui m'he despertat disposat a sortir al món
i comprar 300 grams de somriures i tendresa.

Estoy a más de mil kilómetros del hogar donde dejé mi niñez.
Allá quedó la peónza de color verde con la que jugaba.
Los fantasmas de aquellos días son hoy mis inquilinos.
El silencio y la soledad, luchan por el primer lugar en mi alcoba.
Pero hoy... me he despertado dispuesto a salir al mundo
y comprar 300 gramos de sonrisas y ternura.

Mi homenaje al gran hombre que es nuestro amigo JUAN ROMERO, que ha decidido dejar el teatro para dedicarse a sus nietas. "Juan te vas por la puerta grande" Mil besitos para ti.

15 comentarios:

  1. Un comiat molt bonic! les paraules que li dediques són molt maques i deperten uns sentiments molt sincers.
    Els meus mmillors desitjos per a Juan Romero

    ResponderEliminar
  2. Un bonito homenaje el tuyo

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  3. M'agradat molt, es molt bonic el que dius, m'ha arribat al cor i segur que al nostre "ocellet" quand li expliquem també li arribará, tens molta sensibilitat Elena, endevant, t'estima molta gent perque et fas estimar.un petó molt fort

    ResponderEliminar
  4. Jose Gªr. Gonzalo14 de junio de 2010, 14:23

    Muy bonito… un gran verso para una gran persona con la que tenemos la suerte de compartir grandes momentos y divertidas situaciones.
    Me quito el sombrero y brindo, por quienes creen en las personas, se toman la molestia de conocerlas y las homenajean en vida.

    Besos y abrazos “Gato”

    ResponderEliminar
  5. A Juan Romero, a quien conozco porque tú, Elena, me has hablado de él con mucho cariño,le deseo una nueva etapa de felicidad junto a sus nietas con el convencimiento de que ha cumplido plenamente sus sueños cuando se dedicaba al teatro. Un abrazo de Cristina Cocca.

    ResponderEliminar
  6. No he podido evitar recordar las palabras de G. García Márquez:"...los niños son los depositarios de la sabiduría....". Es que más que quedarme en las tiernas palabras de mi hermana he pensado en el homenajeado. A pesar de no conocerlo estoy segura que es una persona llena de esa sensibilidad y sabiduría que se adquiere con la edad. Tienen mucha suerte esas niñas de contar con el cariño y la atención de un abuelo así, pero sobre todo, Juan, tienes mucha suerte de poder volver a reaprender lo olvidado con lo años al lado de esas niñas, que seguro, poquito a poco irán cambiando el brillo de tu mirada. Felicidades por una vida plena!!!.
    A ti hermana, un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Alguien que es capaz de despertar emociones a través del teatro y de dejar huellas imborrables en un escenario por amor al arte, es capaz de reiniciarse, saberse y consolidarse en su mejor obra. En este caso, Juan, tu mejor obra son tus nietas.
    No te conozco en persona, pero sé de ti, de tu quehacer y de tu ilusión. Porque la gente grande, como tú, llega muy, muy lejos.

    Te deseo lo mejor.
    Laura

    ResponderEliminar
  8. Gracias por apuntarte al III Encuentro.

    ResponderEliminar
  9. Juan, han sido muchos años compartiendo, escenario, ensayos,copas, amistad y todo lo que trae consigo el mundo del teatro. Aunque te vayas , sabes que dejas un hueco en nuestro corazón y que las puertas continuan siempre abiertas para ti. Un abrazo muy fuerte y hasta siempre.
    Tu amigo:
    The Pipu

    ResponderEliminar
  10. Deja un sueño para seguir soñando, ¡Qué maravilla!
    Deseo para él en este otro escenario, sus mejores éxitos. El aplauso será su propia satisfacción al alcanzar sus sueños.
    Un beso, querida Elena.

    ResponderEliminar
  11. Ese va a ser tu triunfo de ahora en adelante, la satisfacción de que la soledad y la tristeza no han conseguido ni el primer lugar, ni el último, ellas no caben en tu vida Juan.
    Sabes que en nosotros tienes esa otra familia paralela a la que disfrutas en tu casa.
    Todos te queremos y lo sabes.
    Besitos.
    Ester Higueras

    ResponderEliminar
  12. Los aplausos serán nuestros a partir de ahora, por ese orgullo de ver como controlas a la tristeza y a la soledad para que no entren en tu alcoba... tienes tu vida, tu familia, tus nietas y nos tienes a nosotros, tu otra familia.
    Te queremos y nos tienes a tu lado.
    Un besito.
    Ester Higueras

    ResponderEliminar
  13. Que bonito. Aunque la verdad cualquier cosa es poco, para hablar de una persona tan bella por dentro y por fuera. Con tanta ternura, tanta sensibilidad, tanta entrega, generosidad, amor, optimismo, tan trabajadora, con tanto espíritu de superación.... Como habla, con esa voz quebrada tan amorosa,de la vida, de sus hijas, de sus nietas, su mujer... Con esa sabiduría que da el haber vivido, pero el haber vivido siendo tan humano. La gente como él, como tú Juan, hace mucho bien a este mundo medio corrupto e individualista y hace ver que merece la pena vivir y estar aquí. Gracias Juan por esa inyección de humanidad. Te queremos. Victor y María

    ResponderEliminar
  14. Nueva entrada http://iiiencuentropoesiaenred.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  15. Pues le deseo felicidad y paz a este hombre que deja un amor para gozar de otros... Yo seguí durante largos años a mi hermana --al menos lo que me fue posible--, por los escenarios cuando ejercía su carrera de actriz. El teatro es único, y una profesión muy dura. Al menos, así me lo parece a mi.

    Siempre se agradecen los homenajes.

    Un abrazo muy fuerte y besos

    ResponderEliminar